‘Cropsey’ Cuando las leyendas se hacen realidad

Al darse cuenta de que la leyenda urbana de su juventud se ha convertido en una realidad, dos cineastas indagaran en el misterio detrás de cinco niños desaparecidos relacionados con el “boogeyman”, en Nueva York. Habiendo crecido en Staten Island, los cineastas Joshua Zeman y Barbara Brancaccio habían oído muchas veces la leyenda de “Cropsey”. Para los niños en el vecindario, Cropsey fue un paciente mental fugado que vivía en la vieja y abandonada institución Willowbrook Mental Institution, y salía por la noche a robar niños de la calle. A veces Cropsey llevaba un gancho en una mano, otras un hacha ensangrentada, pero no importaba, Cropsey siempre estaba por ahí, acechando en las sombras, esperando para recibirlos. Más tarde en la adolescencia de los cineastas Cropsey no suponía más que una leyenda urbana, una forma de mantenerlos alejados de edificios abandonados y de que hicieran lo que suelen hacer los adolescentes.

Eso cambió en el verano de 1987 cuando una niña de 13 años con el síndrome de Down, llamada Jennifer Schweiger, desapareció de su comunidad. Ese fue el verano en el que todos los niños de Staten Island descubrieron que la leyenda era real. Ahora de adultos, Joshua y Barbara, han regresado a Staten Island para crear Cropsey, un documental que indaga en el misterio detrás de Jennifer y otros cuatro niños desaparecidos. También investigará a Andre Rand, el boogeyman de la vida real relacionados con las desapariciones. Embarcándose en un misterioso viaje al vientre de su olvidado barrio, estos cineastas destaparán una realidad aun más aterradora que cualquier leyenda urbana.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*